Representación Permanente ante las Naciones Unidas

Asamblea General

Datos de contacto

Discursos

La Misión Permanente

Relaciones Comerciales

Temas en los que trabaja

Debate Abierto del Consejo de Seguridad sobre Métodos de Trabajo

Conforme los métodos de trabajo adoptados por los Miembros del Consejo de Seguridad en el marco de la pandemia COVID-19, la intervención de la Delegación Argentina fue presentada por escrito.

15 de mayo

 

Señor Presidente:

La Argentina agradece a Estonia la convocatoria de este debate abierto sobre un tema que siempre ha sido de nuestro particular interés. Asimismo, agradecemos a la Emb. Inga Rhonda King, Representante Permanente de San Vicente y las Granadinas y a Karin Landgren, Director Ejecutivo del Security Council Report por sus valiosas presentaciones.

Argentina considera que la Nota 507 constituyó un valioso instrumento para aumentar la transparencia, la inclusión y la eficiencia del Consejo, así como un texto equilibrado que puede servir de guía útil sobre las medidas o las mejores prácticas acordadas en relación con sus métodos de trabajo.

En tal sentido, Argentina quisiera felicitar a la Delegación de Kuwait por su excelente labor durante su presidencia del Grupo de Trabajo sobre la Documentación y Otras Cuestiones de Procedimiento del Consejo de Seguridad y valora la adopción de las siete Notas de la Presidencia 990 a 997 de fecha 27 de diciembre de 2019 que coadyuvan a una mayor eficiencia y transparencia en el trabajo del Consejo de Seguridad.

Argentina ha propugnado históricamente la necesidad de que los esfuerzos por la mejora en términos de transparencia, inclusividad, apertura, democratización, eficacia y eficiencia en el trabajo del Consejo de Seguridad sean constantes. En esa línea, nos guía la convicción de que, sin afectar la efectividad de la toma de decisiones, el Consejo puede y debe ser más transparente y democrático en su relación con la membresía ampliada.

No hay dudas de las mejoras que en los últimos años se han introducido a los métodos de trabajo de este órgano. Y como no podía ser de otra manera, ello ha sido producto del esfuerzo de los miembros electos, quienes con paciencia y empeño fueron y son los artífices de estos logros.

Cabe recordar que en la última Presidencia Argentina del Grupo de Trabajo sobre la Documentación y Otras Cuestiones de Procedimiento, cargo que ocupó en el bienio 2013-2014, también se adoptaron numerosas Notas de la Presidencia, sobre temas como las consultas con los países contribuyentes de tropas y policías, el diálogo con los países no miembros del Consejo y otros órganos, la participación de los miembros del Consejo en la redacción de productos del Consejo y su responsabilidad más amplia de redacción, y la continuidad de la labor de sus órganos subsidiarios, entre otros.

La Argentina valora la evaluación de forma periódica de la aplicación de la nota S/2017/507 y de otras notas pertinentes, la identificación de prácticas exitosas y posibles deficiencias, así como la consideración de ajustes necesarios. En este sentido, la Argentina exhorta a que el Grupo de Trabajo Oficioso continúe trabajando hacia un único documento exhaustivo con el fin de consolidar y racionalizar todas las decisiones sobre los métodos de trabajo.

Señor Presidente:

Lo que está en juego al mejorar los métodos de trabajo del Consejo de Seguridad es la cultura de este órgano en materia de adopción de decisiones y de eficacia de su desempeño.

Sabemos que un Consejo de Seguridad más eficaz y eficiente sólo se logra a través de un sistema basado en la elección, con una necesaria redición de cuentas y en el que no exista posibilidad de un accionar selectivo en respuesta a crisis internacionales. El recurso al veto o mismo a la amenaza del uso del veto han sido por demás dañinos en el accionar de la Organización.

Argentina está convencida de que el veto restringe, recorta y limita el accionar del Consejo y por ello favorece su abolición. En tanto ello no fuera posible, Argentina adhiere al Código de Conducta para la Actuación del Consejo de Seguridad en relación al genocidio, los crímenes de lesa humanidad, y crímenes de guerra (ACT), así como a la Iniciativa franco-mexicana.

El recurso al veto o mismo a la amenaza del uso del veto inciden considerablemente en la cuestión de la “agilidad” de la labor del Consejo de Seguridad sobre la que se nos ha invitado a reflexionar en este debate, tanto en tiempos normales como en circunstancias extraordinarias y sin precedentes como las que vivimos en estos días.

Señor Presidente:

La demora o falta de acción del Consejo de Seguridad no priva a la Asamblea General de los derechos que tiene en virtud de la Carta, ni la exime de las responsabilidades que ésta le impone respecto del mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales.

En tal sentido, recordamos la vigencia de la resolución 377 (V) “Unión pro Paz”, de noviembre de 1950, conforme la cual es potestad de la Asamblea General adoptar medidas si el Consejo de Seguridad no lo hiciera, a causa del voto negativo de un miembro permanente, en caso de que parezca haber una amenaza para la paz, un quebrantamiento de la paz o un acto de agresión. En tales casos, la Asamblea General puede examinar inmediatamente el asunto con miras a recomendar a los Miembros la adopción de medidas colectivas para mantener o restablecer la paz y la seguridad internacionales.

En tal sentido, Argentina respalda una mayor coordinación y comunicación entre los diferentes órganos de la Organización a fin de sumar esfuerzos para alcanzar objetivos comunes, de conformidad con la Carta de las Naciones Unidas.

Señor Presidente:

No caben dudas que Naciones Unidas y el multilateralismo en general está enfrentando una de las peores crisis desde 1945.

Pero hasta el momento el Consejo de Seguridad no se ha pronunciado.

No obstante, nunca es tarde para que el Consejo dé muestras de unidad ante semejante crisis que afecta a todos los Estados Miembros.

La Argentina está convencida de que Consejo de Seguridad debe tener una mayor rendición de cuentas y debe respetar la autoridad de la Asamblea General, órgano más representativo, democrático y transparente de la Organización.

Señor Presidente:

Reconocemos la labor de la presidencia del Consejo de Seguridad en el mes de abril de la República Dominicana que ha trabajado por permitir una mayor transparencia y apertura en las labores del Consejo en estas circunstancias sin precedentes. Confiamos que Estonia, también en su calidad de miembro electo se deba a quienes le han dado la oportunidad por medio de elecciones, de servir los intereses de la comunidad internacional toda.

Muchas gracias.


 

Fondo argentino de cooperación sur-sur y triangular